¿Te han dicho que tienes un fibroadenoma?

No te preocupes, en esta entrada te explicaremos todo lo que debes saber de ellos. 

¿Qué son? 

Son nódulos benignos, formados por tejido glandular y fibroso. 

Son muy frecuentes en mujeres jóvenes entre los 15-35 años, y de las causas más comunes de consulta por palpación de un bulto en la mama en esta edad. Los fibroadenomas son hormono dependientes, ¿qué significa esto? Que responden a los estímulos hormonales y, por tanto, no es raro que crezcan durante embarazo o con tratamientos con estrógenos, incluso pueden variar de tamaño ligeramente durante el ciclo menstrual. Generalmente, gracias a esta característica, tras la menopausia pueden ir disminuyendo su tamaño o incluso desaparecer. 

Frecuentemente, cuando hacemos una ecografía o mamografía por sospecha de fibroadenoma, vemos más de uno, porque las mujeres con esta predisposición suelen tener varios en ambas mamas. 

¿Qué síntomas presentan? 

Por lo general, te los vas a notar como un bulto duro, redondo u oval, bien definido y que se mueve con facilidad. 

Suelen ser indoloros, pero no es infrecuente que puedan molestar, sobre todo en determinadas localizaciones como los cercanos al pezón o laterales que puedan rozar con los aros del sujetador. 

¿Cómo se diagnostican? 

Si notas un bulto en la mama, debes acudir a tu médico, el te derivará a nosotros, y en función de tu edad te haremos una mamografía y/o ecografía. 

¿Cuándo debo consultar al médico? 

Debes acudir al médico cuando te palpes un nódulo por primera vez. 

Si ya conoces que tienes fibroadenomas, es muy importante que aprendas a palparte la mama, que “conozcas tu mama”, y si notas que aumentan de tamaño o forma deberías consultar. 

¿Existe algún riesgo de cáncer de mama si tengo fibroadenomas? 

La mayor parte de ellos, no tienen más riesgo de malignizar que el resto de tu tejido mamario. No obstante, existe un pequeño porcentaje de fibroadenomas con un tipo de tejido más complejo, que si pueden presentar más riesgo. En estos casos, estará indicado quitarlos. Muchos de ellos te los podremos quitar nosotros sin necesidad de que pases por quirófano ,mediante una técnica percutánea sencilla, en la próxima entrada del blog, os hablaremos sobre esta técnica y sobre el resto de biopsias de mama.  

¿Necesitan seguimiento? 

Los fibroadenomas generalmente presentan una apariencia típica, por mamografía, ecografía o resonancia. Por eso, si en la primera consulta vemos esta apariencia, nos quedaremos muy tranquilos, simplemente indicaremos un seguimiento cada 6 meses el primer año, y después anualmente para vigilar que no crecen. Habitualmente el seguimiento los realizaremos con ecografía, ya que es la técnica más sencilla e inocua.  

Si durante el seguimiento crecen o no presentan el aspecto típico de entrada, te realizaremos una biopsia para poder analizar el tejido a microscopio y decidir si es necesario quitarlo. 

Esperamos haber resuelto todas las dudas, a continuación te dejamos una infografía de resumen. 

Hugo de la Rosa

 

Por | 2020-05-25T17:00:05+01:00 11/05/2020|Categorías: Diagnóstico precoz de cáncer de mama|Etiquetas: , , , |Sin comentarios

Deja tu comentario