¿Cómo debo interpretar el informe de mi Mamografía?

Hola a tod@s!!!

El tema de hoy seguro que os interesa mucho, ya que, si habéis comenzado las revisiones con mamografía, y habéis leído el informe, quizá os habrán surgido dudas.

Es frecuente, por desgracia, que médicos y pacientes no nos entendamos demasiado bien. Al igual que en todos los trabajos, el lenguaje profesional es diferente al que usamos normalmente, y los médicos estamos tan acostumbrados a usarlo entre nosotros, que se nos olvida volver al lenguaje de “persona normal” cuando hablamos con un paciente. Intentamos subsanar esa barrera en lo posible, y por eso hoy os queremos contar cómo entender el informe de vuestra mamografía.

En los informes de mamografía, y en general, de todas las pruebas de imagen mamaria, es crucial que quede claro no sólo el tipo de hallazgos que se ven, sino también la importancia que tienen y lo que hay que hacer.

Para unificar este lenguaje, el Colegio Americano de Radiología (ACR), elaboró en el año 1992 el Breast Imaging and Data System (BI-RADS). El éxito y acogida de este sistema fue inmediato tanto por los radiólogos como por ginecólogos y oncólogos dedicados a la mama. La quinta y última edición hasta el momento se publicó en el año 2013.

Pero..¿Qué es el BI-RADS?

EL BI-RADS es el lenguaje que debemos utilizar los radiólogos en nuestros informes. Incluye los hallazgos concretos que pueden verse en una mamografía, ecografía o resonancia de mama, así como su descripción específica, para que cualquier medico lo pueda entender. Gracias a la estandarización de este lenguaje, se evitan muchas confusiones derivadas de las diferentes formas de expresarnos. Pero el BI-RADS no queda sólo en un vocabulario. Su punto fuerte es que, en función de los hallazgos, se va a dar una categoría al informe, y esta categoría, va a llevar implícita una probabilidad de malignidad y una recomendación para actuar.

¿Cuántas categorías hay?

El BI-RADS tiene 7 categorías, que van del 0 al 6.

BI-RADS 0: si recibes un informe con esta categoría, quiere decir que el estudio es incompleto aún, y que además de la mamografía, hay que hacer alguna otra prueba para aclarar algo, o comparar con los estudios previos si no los tenemos en ese momento…

Generalmente, los radiólogos intentaremos hacerte todas las pruebas necesarias para no tener que dar una categoría 0, pero puede que vayas a un centro donde no tengan disponible alguna de las técnicas.

BI-RADS 1: esta categoría significa que tienes una mama absolutamente normal, y no te vemos nada de nada.

BI-RADS 2: quiere decir que tienes una mama absolutamente normal, pero vemos algún hallazgo que no tiene importancia ni requiere seguimiento. En la mama son frecuentes las lesiones benignas, como por ejemplo los quistes.

BI-RADS 3: esta es una categoría algo controvertida, y que puede que te genere cierta inquietud. Quiere decir que te hemos visto algo que casi con toda seguridad es benigno (probabilidad de malignidad de un 2% o menos). No vemos necesario realizarte una biopsia, pero sí preferimos hacerte un control un poco más estrecho, que suele consistir en una revisión a los seis meses en primer lugar.

Esta categoría, un radiólogo experto, la dará en contadas ocasiones, generalmente en el caso de fibroadenomas que son nódulos benignos muy frecuentes, o calcificaciones que tengan todo el aspecto de benignidad.

BI-RADS 4: significa que te hemos visto una lesión que es necesario analizar a microscopio. Incluye un amplio rango de probabilidad de malignidad entre 2 y 95%. Para poder afinar más dentro de esta categoría, la dividiremos en tres grupos:

  • Sospecha de malignidad baja > 2% a ≤ 10% de probabilidad de malignidad.
  • Sospecha de malignidad intermedia > 10% a ≤ 50% de probabilidad de malignidad.
  • Sospecha de malignidad alta > 50% a < 95% de probabilidad de malignidad.

Como véis, el que indiquemos una biopsia, no equivale a cáncer de mama. Realizaremos biopsia a nódulos con una probabilidad baja de malignidad, y muchas de las biopsias que vamos a realizar, determinarán un hallazgo benigno. Intentamos no hacer biopsias innecesarias, pero sobre todo, lo crucial es no dejar de diagnosticar un cáncer.

BI-RADS 5: en este caso, la probabilidad de malignidad según lo que vemos en la imagen, es mayor del 95%. Los hallazgos que vemos en las pruebas de imagen serán típicos de malignidad, hasta el punto de que si el resultado de la biopsia es benigno, insistiremos en una nueva biopsia o incluso en que la lesión se quite en quirófano.

BI-RADS 6: esta categoría corresponde a un diagnóstico de cáncer ya establecido y la prueba se realiza para realizar un seguimiento durante el tratamiento o para completar el estudio de cara a la cirugía.

Espero  haber resuelto vuestras dudas sobre los informes de las pruebas de mama. Os dejo un resumen a continuación. Feliz semana!

Myriam Montes

 

informde de mamografía BI-RADS

Un comentario

  1. Luis Ramos 29/06/2020 en 21:49 - Responder

    Enhorabuena Miriam!

    Muy bien explicado, sencillo y para todos los públicos!

    Muchas gracias!!

Deja tu comentario